Era vendedor de gorditas
Por José Pilar Aguilar
Guadalupe Victoria, Dgo.- Un macabro hallazgo realizaron unos vecinos de este municipio, cuando por la mañana muy temprano se encontraron con el cuerpo decapitado de un hombre.
Una vez que se repusieron de la sorpresa, los lugareños dieron aviso al Agente del Ministerio Público, que al presentarse en compañía de elementos de la División para la Investigación de los Delitos, comprobaron que el reporte era verídico.
Al respecto, la Fiscalía General del Estado, informó que fue por la carretera libre a Torreón, a la altura del kilómetro 74, donde se localizó el cuerpo del individuo decapitado y a su lado la cabeza.
Concretamente, el cadáver estaba en el exterior del bar El Texanito, por lo que las autoridades sospechan que, el ser abandonado ahí, le quisieron dejar un mensaje al dueño o a quienes regentean ese antro.
Con el propósito de contribuir a la pronta identificación de este decapitado, la Fiscalía General proporcionó la siguiente media filiación: edad aproximada de 40 a 45 años de edad, complexión media, tez morena, cabello corto castaño oscuro, entrecano, cejas pobladas arqueadas, pestañas largas, nariz base ancha, bigote largo, barba y labios carnosos.
La misma institución manifestó que el finado estaba vestido con pantalón de mezclilla azul, cinturón negro y botas negras desgastadas.
Ya por la tarde, la Fiscalía General del Estado reveló que el hoy finado respondía al nombre de Marco Fabio González Favela, vivía en avenida Zaragoza, de la cabecera municipal de Guadalupe Victoria, Dgo., y era propietario de un puesto en el que vendía gorditas rellenas de guisados.