Pmarcha-2or los disturbios durante las manifestaciones del 2 de octubre, la Procuraduría capitalina acusó a 10 de los jóvenes que mantiene detenidos, de ultrajes a la autoridad, narcomenudeo y ataques a la paz pública.

Bajo la averiguación previa FIZP/IZP-6/T1/03903/13-10, los jóvenes permanecen en la agencia del Ministerio Público Iztapalapa 6.

Entre los detenidos han sido identificados cuatro que participaron en la toma de la Rectoría de la UNAM, en meses pasados: José Luis Ramírez Alcántara, Irene Pérez Villegas, Aztlalli Cabrera Prado y Christian Antonio Carmona Emmert.

El resto de los jóvenes detenidos son: Hugo Guillermo Mejía Ventura, César Uriel Cruz Elías, Carlos Hoshi Barquín Peña, Mario Alberto Malacara García, Andrea Melissa Sierra Vargas y Luis Cantuni Ponce Jiménez.

Un décimo primer joven, José Alejandro Bautista Peña, fue consignado de forma individual bajo la averiguación previa FIZP/IZP-6/T1/03905/13-10, por los delitos de ataques contra el ejercicio legítimo de la autoridad, lesiones y ultrajes a la autoridad.

Daniel Hernández, litigante de la Liga de Abogados 1 de diciembre, señaló que tienen conocimiento de que hay un décimo segundo detenido, identificado como Erick Daniel, quien no había sido incluido en la averiguación previa.

El término legal para que los jóvenes obtengan su libertad o sean consignados a un juzgado, vencerá este viernes a las 20:30 horas.

“Los delitos que se les están fincando no son graves, salvo en el caso de narcomenudeo porque existe el riesgo de que sea turnado a PGR, pero aún no lo sabemos. Sino es así, podrían salir bajo caución para quedar en libertad”, explicó el abogado.

Los jóvenes detenidos presentaron sus declaraciones ayer jueves a partir de las 20:00 horas y se esperaba que toda la noche y madrugada cumplieran con el procedimiento.

En meses pasados, la ALDF realizó modificaciones al Artículo 362 del Código Penal local, con lo cual el delito de ataques a la paz pública dejó de ser delito grave y sólo puede fincarse de forma grupal, por lo que existe la posibilidad de que salgan bajo caución.

Los detenidos de Ciudad Universitaria

Cuatro de los detenidos por el 2 de octubre son conocidos por las autoridades locales y federales. José Luis Ramírez Alcántara, Irene Pérez Villegas, Aztlalli Cabrera Prado y Christian Antonio Carmona Emmert participaron, en abril pasado, en la toma de la Rectoría de la UNAM.

Ramírez Alcántara es conocido como “El Chómpiras” y las autoridades también han identificado su participación en la irrupción en el CCH Naucalpan y los hechos violentos registrados el 1 de diciembre, cuando se realizó la toma de protesta del Presidente Enrique Peña Nieto.

Junto a Ramírez Alcántara, Irene Pérez Villegas se encuentra en la lista de los alumnos expulsado del CCH, después de que el Tribunal Universitario determinó que participaron en los hechos violentos en la toma del plantel Naucalpan.

Adriana Prado, madre de Aztlalli, acudió ayer al MP a visitar a su hija. La mujer admitió que Aztlalli participó en la toma de la rectoría, pero argumentó que su detención fue por consigna política, pues ni siquiera había llegado a la marcha del 2 de octubre.

“Ella me cuenta que iba con sus amigos en un microbús y los detuvieron en un retén en 5 de mayo e Isabel la Católica, a eso de las 4:00 de la tarde, e incluso les sembraron droga. No sabemos donde los tuvieron toda la tarde porque los presentaron en el MP hasta la noche”, señaló la madre de familia.

“Mi hija sí participó en lo de CU, por eso digo que su detención es por consigna, ni siquiera habían llegado a la marcha”.

Alejandro

A Alejandro Bautista sus amigos le perdieron de vista por la Torre del Caballito, cuando comenzaron los enfrentamientos entre manifestantes y la policía del DF. Por la noche, una de sus amigas, Guadalupe, recibió un mensaje: “Estoy en la 44, sáquenme de aquí”.

La joven cuenta su versión: “Él es un chavo tranquilo, por eso nos sorprendió que lo hayan agarrado. Ahorita no estudia, sólo forma parte de un colectivo que se llama ‘En la Defensa de Coatlicue’, en la que estamos varios chavos”.

La joven reclama que no dieron información de su amigo durante horas y fue hasta la madrugada que el MP confirmó que estaba ahí detenido, aunque ellas ya lo sabían por el mensaje telefónico.

Melissa y Luis

Andrea Melissa y Luis Cantuni acudieron a comer al Centro Histórico, cuando fueron detenidos por un operativo de la SSP-DF. O al menos, esa es la versión que cuenta el padre de él.

“Mi hijo me cuenta que fue con su novia a comer al centro y los agarró un operativo. Él estudia en la Unitec y no le interesa la política. No digo que sea un santo pero él no va a esas cosas y le tocó la de malas, les echaron todo el Código Penal”, dice el padre de familia.

Mario Alberto

El joven tiene 21 años y su familia cuenta un versión similar: también viajaba en un microbús y durante una revisión en 5 de Mayo e Isabel la Católica, fue detenido por granaderos.

Su madre, Patricia, cuenta: “Cuando vi en las noticias que había desorden en el centro, le llamé porque andaba por allá, pero ya momento contestó, eran como las 5:00″.

La  madre y la novia del joven lo buscaron y lo hallaron hasta pasada medianoche. Después supieron que también lo acusan de portar droga.

“Los detuvieron en la tarde y los presentaron hasta las ocho y media ante el MP. Él nos cuenta que en ese lapso los golpearon y amenazaron porque trae golpes en brazo, pierna y costillas, está muy mal”, cuenta su novia, quien guarda su nombre.

Mario Alberto trabaja por su cuenta, dejó sus estudios, y su familia dice que no se dirigía a la marcha.

César Uriel y Carlos Hoshi

César y Carlos sí iban a la marcha por el 2 de octubre, asegura el hermano del primero, Francisco. Ambos tienen 18 años y estudian el bachillerato. No es la primera vez que apoyan movimientos sociales. A los profesores de la CNTE les llevaron, por ejemplo, alimentos y agua, pero no son violentos, asegura.

“A ellos también los detuvieron en el microbús, como a los otros chavos. También los tuvieron desaparecidos un rato. Los debieron haber llevado a algún MP por el centro pero los trajeron hasta acá, no sabemos por qué”, dice Francisco.

César va en el Bachiller 20 y Carlos en el CCH Sur. Ambos tienen 18, son muy amigos.

“Hasta la madrugada nos confirmaron dónde estaban, nos los estaban ocultando. Mi hermano es luchador social, da solidaridad, siempre ayuda y apoya causas. A los maestros, por ejemplo, les llevo agua y comida, pero no es violento”, dice el joven.

Observadores del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro

El Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro denunció que, el pasado 2 de octubre, alrededor de las 19:15 horas, cinco de sus integrantes, que conformaban una misión de observación de las protestas por el 45 aniversario de la matanza de Tlatelolco, “fueron agredidos por elementos policiacos de la Secretaría de Seguridad Pública del DF”.

La agresión se dio, informaron, cuando el grupo de observadores intentó documentar el momento en que granaderos del DF “detenían arbitrariamente y golpeaban a una joven (…) lo cual provocó agresiones directas por parte del cuerpo de granaderos a los defensores de derechos humanos y de los medios de comunicación”.

De este ataque resultaron con lesiones graves Víctor Carlos Banda, a quien los agentes “tiraron al suelo y le propinaron una brutal golpiza”, así como Quetzalcóatl Fontanot, quien “fue golpeado por varios granaderos, incluyendo un mando policiaco”, cuando demandó a los agentes agresores que se identificaran.

Cabe destacar que durante la misión de observación del Centro Prodh, sus integrantes pudieron documentar que un grupo de “personas vestidas de civil, actuando en grupos de cuatro o cinco, con equipos de radiocomunicación, algunos encapuchados, con toletes y coordinación operativo con los granaderos” se dedicó a realizar “detenciones arbitrarias”, centrándose en particular en aquellos ciudadanos y reporteros, a los que “agredían de forma selectiva”.

Por estas agresiones, reportó el Centro Prodh, ya fue interpuesta una queja ante la Comisión de Derechos Humanos del DF, y anunció que prepara la denuncia penal contra los agentes involucrados ante la Procuraduría General de Justicia del DF.

Fuente: http://www.animalpolitico.com/2013/10/acusan-a-detenidos-de-la-marcha-del-68-de-ultrajes-narcomenudeo-y-ataques-a-la-paz/#ixzz2gmnlHGQ9