Charlas

Mar 23, 2020 / 9:16 am

Por Miguel Ángel Vargas Q.

Autoridades de varias entidades federativas, incluyendo a las de la Ciudad de México, aseguran que por lo menos un 50 por ciento de los habitantes de las poblaciones de estos territorios, han dejado la calle para enclaustrarse en sus domicilios y así contribuir en detener en lo más que se pueda la pandemia del coronavirus. De entrada, ese 50% al que se hace referencia, es muy alentador, pero si revisamos el reverso de la aseveración nos daremos cuenta que aún circulan en restaurantes, centros de diversión, establecimientos comerciales, maquiladoras, centros de trabajo burocráticos, etc., al menos 70 millones de mexicanos de todas las edades. Es decir, el peligro es gravísimo y los escenarios, a pesar de los esfuerzos gubernamentales y de parte de la sociedad, de nada servirán mientras la movilidad del virus esté en todo el territorio gracias a esos 70 millones de mexicanos.

No hemos querido entender que la enfermedad no es letal para la gran mayoría de los habitantes del globo terráqueo. Puede ser mortal para los adultos mayores de 60 años y para quienes padecen una enfermedad crónica, sobretodo de vías respiratorias, diabetes e hipertensión. Por eso el problema no es su letalidad, sino la cantidad de enfermos que pueden sumar tal cantidad que colapsen primero el sistema hospitalario y, luego, el sistema de salud.

Si dejamos que crezca el número de infectados no habrá la capacidad de atenderlos en TODOS los hospitales y/o clínicas, públicas y privadas. Ningún país del mundo puede soportarlo. No se trata solo del tema gubernamental. Ningún sistema de salud en el mundo se diseña para atender pandemias. Y éstas cuando aparecen, deben ser atacadas frontalmente de manera mancomunada por el gobierno (en sus diferentes órdenes y niveles) y por la sociedad toda.

En el caso que nos ocupa, el coronavirus, nos lo han repetido hasta el cansancio los que saben de Medicina: higiene permanente y constante con agua y jabón; aislamiento social de manera tal de perder el contacto contagioso que se da en un brevísimo encuentro entre dos personas, una de las cuales pudiera ser portadora. Y proporcionar información preventiva en caso de haber viajado al extranjero para recibir las indicaciones que permitan evitar que sea un foco de contagio con familiares, amigos, compañeros de trabajo o simples ciudadanos con los que pudiera coincidir en el transporte.

Son tres medidas que nada tienen que ver con lo médico ni con lo gubernamental. Es decisión personal de quienes estamos en riesgo menor o mayor, según sea nuestra condición física y edad.

Si bien es cierto que el gobierno, en sus tres niveles, debe tener todo el recurso humano y material para atender a los enfermos, también es verdad que lo podrá hacer con eficiencia y efectividad si ese número no rebasa la Capacidad Hospitalaria, pieza clave para detener en tiempo y forma la pandemia.

Esto no se logra si 70 millones de mexicanos seguimos recorriendo calles, bares, antros, tiendas, oficinas, maquilas, etc., porque insisto, es la cantidad y no la gravedad o letalidad, lo que lo hace peligroso para la sociedad.

Si pasamos a la fase tres, es inminente el colapso de los sistemas hospitalario y de salud. El primero se da cuando hay incapacidad para atender en hospitales a los enfermos que requieren ser internados, y sigue creciendo el contagio; el segundo, el colapso del sistema de salud, se registra al convertirse en pacientes de la enfermedad los encargados de curarnos médicamente: doctores y enfermeros.

Por eso depende de los ciudadanos más que del gobierno.

Si el presidente López Obrador quiere seguir haciendo actos masivos y la gente sigue asistiendo, es una grave irresponsabilidad que hay que reclamarle y no solo a López Obrador, a cualquier autoridad que organice eventos de más de cincuenta personas y más si se trata de lugares cerrados.

Si usted sigue yendo a antros, a establecimientos comerciales a dar un paseo, ya queda fuera de la responsabilidad gubernamental a la que estaremos orillando a tomar medidas drásticas que pudieran llegar, y muy justificadamente al “Toque de Queda”.

Detener la pandemia depende de nosotros los ciudadanos comunes y decentes, atender la enfermedad es responsabilidad de gobierno y el sector salud privado.

Pero hagamos caso, quedarnos en casa será un sacrificio, pero hay que verlo como una inversión que servirá para salvar muchas vidas, algunas que pudieran ser de familiares o amigos.

  • *******

El alcalde Jorge Salúm y el titular de Aguas del Municipio, deben tomar cartas en el tema de los cortes de agua por falta de pago. Por lo menos en estos momentos en que se exige higiene para todos nosotros, es incongruente que se esté cortando el servicio de agua en domicilios que están retrasados en el pago, Hay denuncias contundentes y evidente…. Fomento Turístico del Municipio debe suspender los paseos en el tren por la ciudad, se han publicado fotos de grupos de mayores de 60 haciendo uso de este transporte que depende del gobierno municipal…. Bien por el secretario de Salud y la dirección de Comunicación Social del Gobierno del Estado, que oportunamente están informado del estado que guarda la situación del coronavirus en Durango.

OTRAS NOTICIAS

Índice Político

Ene 21, 2019 / 9:01 am
FRANCISCO RODRÍGUEZ El viejo régimen terrorista espera la sentencia Como todo organism...[+]

Por la espiral – EU e Irán choque de…

Jun 19, 2019 / 7:48 am
Claudia Luna Palencia @claudialunapale Estados Unidos afirma que fue un atentado, Irán r...[+]

Inseguridad y Corrupción

Feb 12, 2017 / 16:13 pm
HABLAMOS DERECHO Por Martín Alberto Hernández González faderzeus@hotmailcom   En...[+]

Frentes Políticos

Nov 2, 2018 / 8:28 am
I Cicatriz Lo mataron hace 24 años y las heridas todavía duelen, por ello, la decisión que tomó ...[+]

Polvaderas de La Laguna

Dic 27, 2019 / 19:02 pm
Por Pascual Alvarado Maldonado JRAT mantiene contacto directo con la ciudadanía Laguna Cero I...[+]

La inmaculada percepción

Mar 25, 2019 / 8:37 am
VIANEY ESQUINCA Los exabruptos de la 4T La senadora Lucía Trasviña subió a la tribuna para ...[+]

Orden suicida de EPN a militares: “¡Desobedezcan órdenes!”

Ago 2, 2017 / 16:00 pm
ÍNDICE POLÍTICO FRANCISCO RODRÍGUEZ La comparación entre los orígenes de los ejércitos, ...[+]

Utopía – Un atentado que niegan

Ago 10, 2018 / 10:54 am
Eduardo Ibarra Aguirre Trivializar el atentado que sufrió el sábado 4 el presidente venezolano N...[+]