Versión estenográfica del Panel 6: “La transparencia como eje transversal de las políticas públicas del gobierno federal”, dentro del marco de la Semana Nacional de Transparencia 2018, efectuado en el Auditorio Alonso Lujambio del INAI.

Oct 5, 2018 / 18:54 pm

MATERIAL DE APOYO INFORMATIVO, NO ES UN DOCUMENTO OFICIAL

Ciudad de México, 5 de octubre de 2018.

Presentadora: Bien, daremos inicio al Panel número 6, denominado “La transparencia como eje transversal de las políticas públicas del gobierno federal”.

Tenemos el agrado de presentarles al maestro Arturo Herrera Gutiérrez, integrante del equipo de transición en materia económica.

Bienvenido.

Está con nosotros el especialista Senior en Políticas de Integridad y Compras Públicas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico en México, Jacobo Pastor García Villarreal.

En representación de la licenciada Josefa González Blanco, tenemos el agrado de presentar al integrante del equipo de transición en materia de medio ambiente, Alfredo Valdez Vázquez.

Damos también la bienvenida al Comisionado del INAI, el maestro Óscar Guerra Ford.

A continuación cedemos el uso de la voz al Comisionado Óscar Guerra Ford, moderador de este Panel.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Gracias. Muy buenos días nuevamente a todos ustedes. Les agradecemos realmente su asistencia a esta Semana Nacional de Transparencia, ya en su tercer día.

Y hoy nos toca esta mañana pasar al Panel número 6, que tiene como tema la trasparencia como eje trasversal de las políticas públicas del gobierno federal.

La intención de este panel es que diversos expertos en diversas materias nos puedan dar algunas de las ideas que se están planteando en las diversas políticas públicas que desarrollará el próximo gobierno electo de este país a partir del 1º de diciembre, así como también evidentemente conocer la experiencia, que es mucha, en la materia de la OCDE, que es parte nuestro país de esta Organización del Comercio y del Desarrollo Económica a nivel internacional.

Para lo cual tenemos diversos invitados que forman parte, tanto evidentemente de la OCDE en México como de los equipos de transición en materia hacendaria, en materia de medio ambiente.

Y John M. Ackerman, que sabemos es también asesor cercano a este nuevo gobierno y esperamos su incorporación prontamente.

El INAI, no es un anuncio porque es gratuito, acaba de publicar un libro, un título que es parecido a lo que quisiéramos que en esta mesa empezáramos a discutir o a analizar, dado que es un tema que iniciará la próxima administración con sus diversas políticas públicas, y le denominamos “la relevancia de la información pública hacia la toma de decisiones económico-sociales, donde lo coordina Gerardo Esquivel, y hay diversos artículos sobre cómo la transparencia es un factor importante para mejorar, evaluar y, en su momento, modificar políticas públicas.

Y aquí tenemos artículos relacionados con política monetaria, nos escribe el propio Gobernador del Banco de México, el propio Gerardo Esquivel; con políticas sociales o de combate a la pobreza, con el Director del CONEVAL, etcétera, también en materia energética.

Un poco es el EDA y para lo cual hemos invitado, como ya lo dije, a los diversos integrantes del equipo de transición.

Para mí es un placer que nos acompañe Arturo Herrera, quien es economista por la UAM Iztapalapa, tiene una maestría también en Economía en el Colegio de México y tiene estudios de doctorado, está por recibir el título.

Es candidato a doctor por NYU y ha trabajado en el Banco Mundial, lo conozco, fue Secretario de Finanzas en ese momento del Distrito Federal; luego, recientemente regresó al Banco Mundial, estuvo trabajando algunos proyectos con el propio INAI y estuvo encargado de diversas políticas públicas en diversos países de América Latina, Asia y África.

Entonces, le vamos a dar la palabra. Él me ha pedido que lo disculpen, tiene una reunión de trabajo más tarde y en dado caso, si hay algunas preguntas a su intervención, me las puedan hacer llegar y ahí sí les pediríamos que al correo electrónico, el cual resguardaríamos, evidentemente, el dato personal, para que él las pueda contestar en sus ratos libres, que son muchos, me imagino, a todos ustedes.

Arturo, te doy la palabra hasta por 15 minutos, si nos haces favor.

Arturo Herrera Gutiérrez: Muchísimas gracias Óscar, muchas gracias al INAI por la invitación. Duermo poco, así que sí hay algunos ratos libres.

Quiero organizar mi presentación alrededor de tres o cuatro ideas centrales. Una, como seguramente esperan, tiene que ver con el gasto y las diversas formas en que se hace transparente, y según entiendo, las estadísticas del INAI arrojan que un gran número de las preguntas que se hacen con transparencia tienen que ver con gasto. Entonces, tiene que ver con eso.

Pero un segundo punto tiene que ver con aspectos que frecuentemente no se observan, pero que es muy importante tenerlos en términos de tener políticas claras de transparencia, y tiene que ver con la transparencia de las políticas, o sea, de cuáles son los criterios con los que se manejan las políticas.

Y un tercer punto tiene que ver con hacia dónde tienen que moverse esos temas en función de la construcción de una agenda de datos abiertos.

Finalmente quiero hacer alguna referencia a la necesidad de tener una transparencia fiscal y con criterios homogeneizados a nivel subnacional.

Déjenme empezar con la parte de políticas de transparencia en la estructuración y la diseminación de políticas. Me parece que es tal vez la menos obvia y por eso quisiera iniciar por ahí.

Los que son lo suficientemente viejos como yo, recordarán la crisis del ’95, y uno de los elementos centrales de la crisis en el momento en que estalla, es que no se sabía cuáles eran las reservas internacionales de México, y por lo tanto no estaba claro cuál era la cantidad de dólares con los que contaba el país para hacer frente a la deuda externa.

Eso era un tema de transparencia. Puede no haberlo pensado.

Yo acabo de checar, en caso de que tengan curiosidad, y las reservas internacionales al día de ayer eran 173 mil 566 millones de dólares.

Si ustedes abren la página del Banco Central de Estados Unidos van a ver cuál es el nivel de la tasa de interés de referencia, el instrumento que ellos determinan con el que basan la política monetaria.

Uno de los grandes periodos de desinflación, de ataque a la inflación entre el ’74 y ’79 no se sabía cuál era el instrumento con el que el Banco de la Reserva Federal actuaba, porque obviamente fijaban la tasa de interés, pero nadie pensó que era una obligación del Banco Central decir cuál era el instrumento y hacerlo público.

Hoy, el Banco de la Reserva Federal ha hecho desde hace muchos años es transparente en términos de cuál es su instrumento, es transparente en términos de cuándo fijan ese instrumento que es cuando se reúne la Junta de Gobierno y hacen públicas las minutas unas semanas después para hacer transparente qué es lo que se discutió y cómo se tomaron las decisiones.

Siguiendo un poco esa práctica, el Banco de México ha decidido hacer transparente también esas decisiones. Entonces por ejemplo, también antes de venir acá abrí la última minuta del Banco de México y señala que en la reunión, me parece que fue de agosto, alguno de los miembros, todavía no es claro cuál, y hay una razón por la cual la transparencia también tiene que irse dosificando, para que no haya un impacto en los mercados, alguno de los miembros hizo una observación diciendo que la tasa de desempleo en México de 3.4 por ciento,

probablemente estaba por debajo de la tasa de desempleo que no acelera la inflación.

Entonces, eso puede parecer muy técnico pero en castellano lo que quiere decir es que ese miembro de la Junta de Gobierno estaba preocupado de que empiece a haber ya presiones inflacionarias, y está dando una señal de que probablemente, por lo menos ese miembro, va a estar votando por una política más restrictiva.

Entonces, eso lo sabemos porque a pesar de que en la reunión de la Junta de Gobierno hay cinco personas, más invitado el Secretario y el Subsecretario, las minutas se hacen públicas.

Entonces, el tema de transparencia en las políticas es relevante. Generalmente tenemos, tendemos a poner el foco en la parte del gasto, etcétera, en la parte de salarios, en los rubros que son muy importantes, pero los temas de política fiscal son igualmente centrales.

Déjenme decirles dos en los que creo que la siguiente administración va a tener que poner el foco. Uno de ellos es, nosotros sabemos cuál es, la tasa de endeudamiento implícita por la propuesta que hay de déficit o superávit primario que se plantea en el presupuesto, pero lo que no es estrictamente claro, es cuál es la trayectoria que se espera tener en el mediano plazo.

Entonces, yo creo que una cosa en la que vamos a tener que trabajar es en hacer un diseño, un diseño claro de cuál es la trayectoria esperada de la deuda, cuáles son las condiciones en las que esa trayectoria puede fluctuar en términos del desempeño del ciclo económico y luego hacer transparente esa política de trayectoria.

Es muy importante para ustedes, para los ciudadanos, pero también es muy importante para el mercado. México hace colocaciones de deuda de montos muy significativos en todos los años, y esas colocaciones se puedan hacer en condiciones más favorables, si el mercado tiene confianza en el desempeño de las finanzas públicas y parte de esa confianza se genera haciendo público y transparente cuál es la trayectoria que se espera.

El otro tema que no está del lado del Ejecutivo, pero hay prácticas internacionales muy buenas, tiene que ver con los contrapesos a las propuestas formales de política económica que hace en el Ejecutivo.

En Estados Unidos, dentro del Congreso, hay una oficina técnica que se llama el Congressional Budget Office, es considerada una oficina súper técnica, y no partidista, es decir, una oficina cuyos estimados son percibidos por todos los participantes como estimados de alta calidad y los estimados que ellos hacen, se vuelven transparentes, no son documentos internos.

De tal forma que cuando el gobierno federal en Estados Unidos hace una propuesta de reforma, por ejemplo una reforma tributaria, el CDO se encarga de hacer simulaciones para ver cuál es el impacto posible de esa reforma; aumenta el bienestar, aumenta el déficit, y después eso permite hacer una discusión mucho más informada entre los distintos poderes.

México ha estad dando pasos hacia allá, hay una oficina que se llama el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas, pero yo creo que necesita ser percibido como un elemento técnico y no partidista, y yo creo que eso es hacia donde.

Déjenme decirles, eso es lo que yo quería comentar por el lado de la parte de transparencia y las políticas y por el lado de las políticas económicas.

Déjenme regresar ahora a la parte de transparencia en el gasto público y el país ha hecho grandes avances en términos del acceso a la información, pero creo que hay dos temas en donde tenemos todavía cuentas pendientes.

Y voy a utilizar una anécdota para ilustrar mi preocupación.

Hace cerca de tres o cuatro años, cuando yo trabajaba en el Banco Mundial, como parte del diálogo, dado que teníamos con un gobierno, ellos nos informaron que querían hacer pública toda la información que tenían en adquisiciones, y de hecho el término que estaban utilizando, es que querían montar un portal de contratos abiertos.

A mí me pareció magnífico, pero les comenté en esa ocasión, faltaba un pequeño detalle, no tenían un sistema de contrataciones. Entonces, si no tienes un sistema de contratación robusto aunque quieras abrir no hay nada qué abrir.

Entonces, hay una parte que está ligada a la transparencia que es la parte menos sexy y menos interesante, y es que para que la transparencia se pueda dar tiene que haber sistemas atrás que permitan abrir los datos.

Entonces, hay dos pequeñas reformas en las que vamos a estar trabajando, en la que la parte fuerte no la van a ver, pero creemos que los resultados lo van a ver.

Una de ellas es consolidar el sistema de contrataciones en México como un sistema transaccional, luego afinar el sistema de gestión presupuestal y finalmente conectar el sistema de contrataciones en México con el sistema presupuestal, si no se hace eso la información que se puede estar haciendo transparente de compras de contratos, etcétera va a ser información parcial.

Entonces, la forma de tener un sistema transparente en el sentido amplio requiere de ajustes en los sistemas informáticos. No es nada más un tema de voluntades, y quisiera, para terminar, enfocarme en un tema que a mi juicio es central.

Se puede avanzar mucho y se ha avanzado mucho, pero como es una característica de los gobiernos federales, los estados tienen autonomía de gestión muy importante. Y entonces, hay una falta de consistencia en la información y en la forma en que se contabiliza la información fiscal entre los distintos entes de los gobiernos.

Hubo un gran avance cuando se introdujo una reforma que pretendía consolidar esto, el CODAC, me parece que se llama. Pero es una reforma que es inconclusa, es decir, el marco legal existe, pero no se ha implementado de manera precisa.

Y en un país donde prácticamente el 50 por ciento del gasto se hace en los estados y no en el Gobierno Federal. El seguir afinando el marco del

Gobierno Federal sin afinar el otro, solamente nos va a dar una película parcial de esto.

Un último punto que yo quisiera señalar, y con esto voy a concluir, es hacía dónde se ha venido moviendo la información y las reformas en la comunidad internacional.

Entonces, hay un gran avance, y la existencia de este instituto así lo prueba en el acceso a la información. Pero hay dos pasos más que son necesarios, y uno es el asegurarnos que esa información está en medios accesibles, y esto es lo que normalmente se hace referencia como una estrategia de datos abiertos, y algunos de los números que yo les di hoy en la mañana, que les dio hace algunos minutos sobre las reservas, etcétera, es información que se encuentra en PDF.

Es decir, es una información que es transparente, pero no es una información que es manipulable. Entonces, lo que necesitamos es que la información esté en formatos manipulables, y eso es algo en lo que nosotros vamos a estar trabajando.

Pero después va a haber una tercera parte que vamos a tener que contribuir con los ciudadanos, que es además de que esté manipulable los ciudadanos van a tener que hacer su parte trabajando esos datos, y enviarlos de regreso a los gobiernos para hacer propuestas, y eso es lo que se llama “la estrategia, como ustedes saben, de gobierno abierto”.

Entonces cuando yo veo la evolución de la Agenda de Transparencia en México, veo una evaluación muy, muy grande en la parte de acceso a la información, pero veo dos tareas pendientes muy importantes, que es la estrategia de datos abiertos y después la estrategia de gobierno abierto.

Muchas gracias.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Gracias, Arturo, por estas diversas ideas que están trabajando y que creo que son necesarias para seguir profundizando y consolidando el tema de trasparencia.

Y como tú dices ahora, no sólo que la información esté ahí, sino que la gente pueda reutilizar, manipular luego la palabra en México, aunque es lo mismo, reutilizar y explotar esta información.

Hay muchas áreas de oportunidad, por ejemplo, hoy la ley obliga a todas las dependencias públicas, sean o no del Ejecutivo, pero hablando del Ejecutivo, a publicar sus presupuestos, avances presupuestales, presupuesto autorizado, ejercido, etcétera, por capitulo, y tenemos una heterogeneidad, aunque tenemos un formato en la publicación.

Por decirte, tiene que publicar la Secretaría de Hacienda las participaciones de estados y municipios, y los estados tienen que publicar las participaciones que reciben. Hay diferencial en los datos.

O sea Hacienda te dice que a San Luis Potosí, bueno no quiero poner, a un estado equis le dio determinada cantidad de participaciones, y el estado cuando reporta las participaciones que recibió son distintas, entonces ahí lo que hemos visto -y tenemos que trabajar y ya lo estamos haciendo, estamos trabajando con Hacienda- es que Hacienda haga un llenado a través de interfaces de los presupuestos de todas las dependencias públicas, de los presupuestos originales que tienen, y Hacienda nos dijo que consideraba que era más, así como las declaraciones, hoy Función Pública ya va a poner las declaraciones de todos en vez de cada dependencia los tenga, porque los tienen todos, son oficinas transversales concentradoras, con el objeto de que es muy importante para el análisis la homologación.

Es cierto, la Ley de Contabilidad Gubernamental va en ese sentido, no sé si lleva más de 10 años, ha avanzado en su homologación, sólo dos estados la han completado, y tenemos un problema importante, porque como dice Mauricio Merino, para que haya rendición de cuentas debe haber cuentas, y esas cuentas deben estar cuadradas en el mejor sentido.

Arturo Herrera Gutiérrez: Si me permites hacer dos observaciones rápidamente a manera de despedida y que tiene que ver con lo que estaba señalado.

Hay cosas que parecerían obvias, como cuál es la deuda del país, y también está aquí y se los puedo decir, lo acabo de checar, o cuánto es la deuda de los estados, pero resulta que es más complejo que eso.

En los últimos 15 años los estados al ser soberanos tenían la potestad de definir legalmente qué es lo que era deuda, entonces si piden un crédito es deuda, pero algunos estados dijeron: “Si tomo un crédito y lo pago dentro del mismo año, entonces no es legalmente deuda”, por supuesto que era deuda. No, era un crédito bancario, pero lo pagaban a lo largo del año. Y hubo algún otro estado que dijo: “si yo tomo un crédito y lo pago dentro del período de la administración, no es deuda.”

De tal forma que cuando se empezaban a comparar los niveles de endeudamiento, algunos de los que parecían tener finanzas más sanas en realidad eran los que tenían finanzas más comprometidas, porque además creo que no resulta extraño que eran los que querían esconder la deuda los que estaban cambiando los mecanismos legales.

Finalmente la última observación con respecto a los temas de gobierno abierto. Esto supone, efectivamente, que hay un diálogo de ida y vuelta no solamente en la presentación de los datos, sino en la comunicación, y me van a tener que disculpar que diga que esa es la forma que debe ser, hoy presento pero no recibo.

Gracias.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Gracias.

Vamos a continuar en la mesa, voy a presentar a Alfredo Valdéz Vázquez, quien es abogado por la Universidad Iberoamericana de la Ciudad de México, tiene una maestría en Negociación por la Universidad de Washington.

Es experto en derecho ambiental, financiero y de construcción. Ha sido abogado en firmas como Jones Day en Nueva York, Vázquez Nava, entre otras.

Ha participado en conferencias en materia ambiental, contractual y energética en diversos foros internacionales, y actualmente, como ya se dijo, es integrante del equipo de transición de la SEMARNAT, con la que

se ha anunciado como la próxima Secretaria, la licenciada Josefa González Blanco.

Licenciado Valdéz, tiene usted también la palabra por 15 minutos.

Alfredo Valdéz Vázquez: Muchas gracias. Muy buenas tardes a todos y a todas.

A nombre de la maestra Josefa González Blanco, integrante del equipo de transición en materia de medio ambiente, me permito transmitirle un agradecimiento al INAI y a todos los miembros de este presídium.

En este sentido, es para mí un honor y privilegio compartir este panel con tan distinguidas personalidades, con nuestro moderador Óscar Mauricio Guerra y los ponentes, Jacobo Pastor y Arturo Herrera. Los saludo con mucho respeto y reconocimiento.

Nuestra legislación en la materia está a la altura de las más avanzadas a nivel mundial e incluso en algunos aspectos va más allá de esto, con mucho mayor reconocimiento y experiencia en el rubro los expositores que me han antecedido.

En este sentido les quiero compartir con ustedes, en virtud del encargo que la maestra Josefa ha recibido de trabajar como parte del equipo de transición en la política ambiental en los próximos años, la interrelación estrecha que existe entre transparencia, rendición de cuentas, participación ciudadana y gestión ambiental, así como los retos que se aproximan al respecto en los próximos años.

Tenemos que ir unos años atrás para mencionar que en 1992 se firmó la Declaración de Río sobre Medio Ambiente y Desarrollo, instrumento internacional que sentó las bases sobre las que se han desarrollado las políticas mundiales en la materia, y entre ellos destaca el Principio 10 de la Declaración, que estableció que el mejor modo de tratar las presiones ambientales es con la participación de todos los ciudadanos interesados en el nivel que corresponda.

Señala que en el plano nacional toda persona deberá tener acceso adecuado a la información sobre el medio ambiente de que dispongan las autoridades públicas, incluida la información sobre los materiales y

las actividades que encierran peligro en sus comunidades, así como la oportunidad de participar en los procesos de adopción de decisiones.

Los estados se han obligado a facilitar y comentar la sensibilidad y participación de la población poniendo la información a disposición de todos, y a facilitar el acceso a la justicia ambiental.

En ese momento y hasta hace prácticamente 10 años después, la legislación mexicana no cubría los requerimientos, el principio 10 de Río, por lo que se vivió un proceso lento de transformación de instituciones y supresión de inercias con las que el tratamiento burocrático al derecho mental no permitía el debido acceso a la información.

El pasado 27 de septiembre fue un momento histórico, México firmó el Acuerdo regional sobre el acceso a la información de la participación pública y el acceso a la justicia en asuntos ambientales en América Latina y El Caribe conocido como el Acuerdo de Escazú.

El Acuerdo adoptado el 4 de marzo de 2018, en Escazú, Costa Rica, por 24 países de la región, tiene como objetivo garantizar la implementación plena y efectiva en América Latina y El Caribe de los derechos de información ambiental, participación en la toma de decisiones y acceso a la justicia.

Es importante mencionar el artículo 5º de Escazú, que establece y regula el principio de acceso a la información ambiental, comprometiendo a las partes a garantizar el derecho de acceder a la información pública ambiental que está en su poder, bajo su control o custodia de conformidad con el principio de máxima publicidad, señalando que el ejercicio de este derecho comprende:

1. Solicitar y recibir información de las autoridades competentes sin necesidad de mencionar algún interés especial ni justificar las razones por las cuales se solicitan.

2. Ser informado de forma expedita sobre la información solicitada obre o no en poder de la autoridad competente que reciba la solicitud.

3. Ser informado del derecho a impugnar y recurrir a la no entrega de la información y de los requisitos para no ejercer este derecho.

Asimismo, se establece que cada parte facilitará el acceso a la información ambiental de las personas o grupos en situación de vulnerabilidad, estableciendo procedimientos de atención desde la formulación de solicitudes hasta la entrega de información con la finalidad de fomentar el acceso y la participación en igualdad de circunstancias.

Y también es muy importante destacar que en virtud de este principio, cada parte garantizará que las personas o grupos en situación de vulnerabilidad, incluidos los pueblos indígenas, y los grupos étnicos reciban asistencia para formular sus peticiones y obtener respuestas.

Como puede apreciarse, la legislación actual en materia de transparencia responde a nivel macro a las exigencias de este acuerdo hasta ahora señaladas, sin embargo es importante hacer énfasis que la misma se queda corta en las cuestiones particulares ya que se establecen condiciones más estrictas que deben de ser un traje a la medida para la información ambiental.

En efecto, el Acuerdo establece regulación específica para la generación y divulgación de información ambiental señalando que las partes deben garantizar que las autoridades competentes generen, compilen y pongan a disposición del público, y difundan la información ambiental relevante para sus funciones de manera sistemática, proactiva, oportuna, accesible y comprensible, y asimismo actualicen periódicamente esta información y alienten la descentralización de la información ambiental a nivel local y a nivel nacional.

Es por ello que las autoridades deben procurar que la información ambiental sea reutilizable, procesable y esté disponible en formatos accesibles sin restricciones para su reproducción o uso.

Justo lo estaba comentando uno de los ponentes el día de hoy.

Cada parte deberá contar con uno o más sistemas de información actualizados que podrán incluir los textos de tratados internacionales, así como leyes locales en la materia, los informes sobre el estado del

medio ambiente, el listado de las entidades públicas con competencia en materia ambiental, y cuando fuere posible, sus respectivas áreas de actuación, cambiar la información relativa al estado de zonas contaminadas, por tipo contaminante y localización.

Aquí es muy importante los sistemas que se vayan a utilizar en un futuro para poder llevar a cabo esta obligación.

En este sentido, la Agenda de Política Ambiental de los próximos años, se abocará a cumplir en la cabalidad y con las exigencias del Acuerdo de Escazú.

Y es muy importante y de manera personal y a nombre de la maestra González Blanco, queremos hacer énfasis que la transparencia se ha centrado en las instituciones y creemos que podemos ir más allá si posicionamiento al servidor público individual como el eje de la rendición de cuentas.

La encomienda es trabajar los próximos años en cumplir a cabalidad el acuerdo, e ir más allá en la transparencia de datos, contratos en tiempo real en la SEMARNAT y sus órganos desconcentrados.

Es muy importante también que la manera de acceder a los datos sea de manera amigable para que pueda ser accedida por todos los ciudadanos, y la intención no es nada más cumplir con la Ley, sino es ir más allá de las prácticas internacionales, y hay algo que no se ha hecho hasta el momento y es cumplir con la transparencia en tiempo real que es difícil, pero estamos convencidos que en los próximos años lo vamos a poder lograr conjuntamente con las instituciones públicas y sociales.

Muchas gracias.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Muchas gracias.

Simplemente recordar, como todos sabemos que unos de los temas con los cuales inicia la transparencia, sí es cierto que estaba muy asociada a seguirle la huella al dinero, es el asunto ambiental, pues el asunto ambiental es una preocupación que evidentemente es muy lógica, desde cuestiones diarias de contacto que tenemos cada ser humano, como puede ser el agua y el aire.

Y bueno, pues muchos mexicanos o la gran mayoría no sabemos la calidad de agua que tenemos a disposición todos los días.

Y bueno, la calidad del aire, a lo mejor se pudiera más local, pero cada vez, la metrópoli lo sigue haciendo.

Antes en nuestro país conocíamos diariamente, esta cuestión se ha perdido un poco, se trazó mucho los temas, por eso como bien lo menciona, la transparencia en el medio ambiente se vuelve en tiempo real fundamental, porque yo para qué quiero saber cómo estaba el clima o la calidad del aire hace tres meses. Si todavía vivo, pues no podré saber a la historia ese tipo de cuestiones, para ver si salgo a hacer ejercicio o no, o digamos el agua en otras cuestiones.

Creo que hay muchas cosas que podríamos desarrollar, la propia ley da esa posibilidad, abre un capítulo de transparencia proactiva que no puede determinar el legislador, qué tema sería, sino algunos son coyunturales en ese sentido, a lo mejor en cuestiones de medio ambiente o sí en alguna emergencia, ojalá no la haya, pues se vuelven fundamentales.

Y finalmente hay que decir que en la ley tanto general, como en la federal uno de los sectores, yo diría que hay dos sectores en que fueron para el legislador le cargó, no sé si sea la palabra cargar, o le dispuso el mayor número de obligaciones de transparencia.

Uno es el energético y el otro es ambiental, porque aparte la Ley General de las 40, que todos conocemos, tiene las específicas de la ley general que son alrededor de otras 15 o 16, y luego en la ley federal cargó otras casi 16 o 17 obligaciones. Nosotros tenemos formatos para vaciar, una de las cuestiones que queremos hacer y que ha sido recomendada es hacer una revisión, pero con también los encargados para esta cuestión de que sean más amigables. En eso estamos todos de acuerdo y cómo le hacemos para aunque sean amigables y cumplamos la ley y le quitemos tecnicismos.

Entonces, creo que este tema, así como muchos pues sí dan esa posibilidad para poder, uno, ver el cumplimiento de la ley, y si es necesario alguna reforma, que el chiste es que sea útil esa información,

que esté ahí disponible y la otra todas las medidas, porque eso en ninguna ley va a estar que pueda haber de transparencia proactiva en tiempo real ese tipo de cosas.

Entonces, en el INAI estamos en la mejor disposición, igual el INAI porque es del ámbito federal, pero son cuestiones que podríamos reproducir con otras entidades del país, con sus propias áreas de sus secretarias de Medio Ambiente.

Y también hay cosas que luego son muy regionales, que pueden ser una preocupación en un lado, creo que estoy viendo a la gente de Durango, por ejemplo, del asunto de las ladrilleras, que es un asunto que generó un problema ambiental en ese sentido.

Entonces, estamos, el sistema, no solo el INAI, en la mejor disposición a entrar en un proceso de colaboración y de mejora para fortalecer el fin último, y la información para los particulares. No digo ciudadanía, porque no se necesita tener 18 años para tener información.

Alfredo Valdéz Vázquez: También es importante mencionar que uno de los órganos desconcentrados de la SEMARNAT, que es la CONAGUA, lleva una de las, podemos decir que la contratación pública es significativa en la CONAGUA, y es una oportunidad única que tenemos el día de hoy para transparentar las compras públicas en tiempo real.

Sin que sea sujeto a manipulación y con una, que en un formato amigable para todos los ciudadanos. Cuando hablamos del sector Medio Ambiente incluimos también a los órganos desconcentrados dad que la obra pública es totalmente importante para el país, y yo creo que puede ser un muy buen ejemplo para transparentar de manera en tiempo real los procedimientos de contratación pública y de adquisiciones, independientemente de esquema. Yo creo que es importante.

Óscar Guerra Ford: Muchas gracias, licenciado Valdéz.

Le voy a dar ahora la palabra, y yo había pensado dejarlo al final, debo decir la razón porqué. Bueno, la OCDE, todos sabemos qué es, uno de los temas que tiene, bueno, en todos los temas lo que hace es recolectar

las mejores prácticas internacionales y llevarlas a diversos países: “Aquí las cosas se están haciendo bien ten enseño esto, a lo mejor hay que adaptarlas, independientemente tropicalizarlas, pero, bueno, son buenas prácticas internacionales.

Y la OCDE tiene diversas áreas, no es especializada ni en cuestión fiscal, energética, medio ambiente, etcétera, entonces un poco era escuchar a los que serán ejecutores de políticas públicas en diversos sectores, que aquí han sido dos: el hacendario y medio ambiente, para que él de alguna forma pudiera replicar.

Me imagino que Jacobo ya lo vio, pues obviamente un punto en común que a todo mundo preocupa y que la OCDE ha venido trabajando, lo reconocía la propia Secretaría de la Función Pública en funciones, que es el asunto de las compras abiertas, que acá se habla de CONAGUA, un gran comprador por la función que desarrolle evidentemente, Hacienda que trae este proyecto de concentrar las compras y cruzarla con el ejercicio presupuestal.

Entonces qué nos puede decir la OCDE en las mejores prácticas en estas políticas públicas para los años por venir de lo que se ha hecho, pero qué se esperaría para los próximos años.

Si nos haces favor Jacobo.

Jacobo Pastor García Villarreal: Muchas gracias, Comisionado. Primero que nada agradecer a los organizaciones, al INAI por la invitación a participar, es un gusto acompañarlos y compartir este panel con Alfredo, con Arturo.

Externarles también el saludo de nuestro Secretario General, el doctor José Ángel Gurría, quien por motivos de agenda y distancia un poco difícil participar en estos eventos, pero me pidió extenderles su saludo, y agradecerles la invitación a la OCDE.

Efectivamente vamos a hablar de la transparencia como eje transversal de las políticas públicas, pero antes quisiera muy brevemente pasar dos o tres minutos platicándoles qué es la OCDE.

En caso de que alguien no lo tenga muy claro, la OCDE es una organización pública internacional formada por 36 países miembros, México es desde 1994 miembro de pleno derecho de la Organización.

Por mucho tiempo, por varios años fue el único país latinoamericano, después en 2002, 2003 se integró Chile, ahorita está ya por ingresar Colombia, hay una invitación formal y ya es una cuestión de un trámite legislativo de ratificar el acuerdo, pero ya pronto va a ser país miembro.

Estamos en pláticas con Costa Rica y en un proceso donde se revisa la situación del país y se le ayuda a acercarse a las prácticas de los países OCDE.

También tenemos algo que llamamos “socios estratégicos”, que no son países miembros de pleno derecho, pero con los que sí tenemos alguna cooperación, entre estos países está Indonesia, está Brasil, está China, está la India, está Sudáfrica.

Y nuestros 36 países, como ya decía, representan alrededor del 60 por ciento del Producto Bruto Mundial, dos tercios del comercio, 95 por ciento de la asistencia internacional de desarrollo, 18 por ciento de la población más o menos, un presupuesto de alrededor de 360 millones de euros y alrededor de dos mil 500 funcionarios.

La gobernanza de la organización funciona de la siguiente manera: hay un Consejo, que es su máxima autoridad, donde se sientan los embajadores, los representantes de los países miembros y ahí se toman las grandes decisiones. Y hacia abajo hay toda una serie de grupos de trabajo y comités en los diferentes temas que mencionaba el Comisionado Guerra Ford, en materia ambiental, en materia social, educativa, gobernanza, integridad, compras públicas, mejora regulatoria, el tema que me digan.

Lo que hacen esos comités y esos grupos de trabajo es que convocan a las autoridades de los países miembros una o dos veces al año para reunirse a intercambiar soluciones, compartir los problemas, revisar las tendencias y de nuevo aportar solución; encontrar mejores prácticas para dar solución a las problemáticas comunes y coordinar las políticas.

Más o menos 115 mil delegados desfilan por estos comités cada año y publicamos alrededor de 250 estudios.

Ahora sí, entrando al tema, la transparencia más que nada sirve para que un gobierno sea visible, para generar incentivos para que se mantenga íntegro. Es una herramienta, no es un fin en sí mismo, para la integridad y para comunicar sus objetivos y sus estrategias.

La transparencia, ya decía, reduce el potencial de corrupción, mejora las relaciones entre gobiernos y ciudadanos, por ejemplo, pensemos en los trámites y servicios, y en el tema de la transparencia regulatoria, todos los requisitos, los procedimientos a seguir para un trámite, que sean claros, sean públicos y estén totalmente visibles.

Permite, desde luego, el monitoreo de las actividades gubernamentales, pensemos en actividades como el periodismo de investigación, muy relevante en los últimos meses; varios de los grandes casos de corrupción que están en la opinión pública han salido a partir del periodismo de investigación.

Incrementa la confianza ciudadana en las instituciones, pensemos temas como, por ejemplo, la infraestructura y ahorita se está debatiendo fuertemente el tema del nuevo aeropuerto, que es importante que la información esté pública, que lo está e igualmente lo vemos en otros países cuando hay grandes proyectos de infraestructura, pues hay todo un debate alrededor de la conveniencia, del costo-beneficio y por eso es importante que la información sobre ese tipo de proyectos sea pública que, como ya decía, en el caso del nuevo aeropuerto sí lo es.

Empodera a los ciudadanos para participar en las decisiones públicas y los procesos políticos, y crea capital social, que es toda esta idea de la solidaridad, la empatía mutua en una sociedad que ha sido desarrollada sobre todo por Robert Putnam.

Y esto es importante porque tenemos un déficit que no es nada halagüeño de confianza en México, pero no solo en México, a partir de la crisis financiera de 2018 en el grueso de nuestros países miembros, hemos observado una tendencia negativa en la confianza en las instituciones públicas.

Pero el caso de México es particular, porque estamos abajo no sólo del promedio de la OCDE, sino también del promedio de América Latina y El Caribe, y no sólo es que esté baja, sino que hay una tendencia negativa lo cual lo hace aun peor.

Más recientemente desde 2014 empezamos a ver un pico en el promedio de la OCDE, pero en el caso de México, en el caso de México sigue habiendo una tendencia a la baja.

Y entonces, pues habiendo dicho que la transparencia es una herramienta, también es importante decir y que es absolutamente necesaria.

También es importante decir que tiene que ser complementada con otras políticas. Por ejemplo, Transparencia Mexicana en un estudio que hizo recientemente encontró que aquellas entidades federativas que tienen buenos resultados controlando la corrupción en trámites y servicios no necesariamente son las más transparentes.

Entonces, qué quiere decir esto. Bueno, pues que además de transparencia que eso es ya un dado, no hay manera de refutarlo, tenemos que también aparejarla por otros elementos de un sistema de integridad, código de ética pública, prácticas de control interno, desde luego Estado de derecho, persecución de la corrupción, entre otros.

Y sin estos elementos, hace un momento Arturo nos decía que en algunos casos la transparencia debe de dosificarse, utilizó ese término, y otro ejemplo por decirlo, es las contrataciones públicas.

También hay un momento donde la información debe de hacerse pública porque si no sucede así, podemos generar patrones de colusión entre las empresas en detrimento del interés público, que es el acceder a mejores precios y generar valor por dinero.

Entonces, es sí desde luego la transparencia y hay que transparentar la información clave de los procesos pero en algunos casos como este de contrataciones, debe también pensarse en los momentos y aparejarse de otras políticas públicas.

Y bueno, pues este efecto de la transparencia, este efecto positivo se potencializa desde luego, en comunidades, en países, en agregados donde la participación ciudadana es alta.

Y la participación ciudadana es todo un tema importante también, pero algo que creo crítico es que la participación ciudadana no exime a la autoridad de hacer su trabajo.

Les voy a dar un ejemplo donde esto se está debatiendo, que es en el tema de las declaraciones, y hubo toda una discusión de si esto debe ser público o no, había argumentos a favor argumentos en contra, temas de seguridad personal, de datos, etcétera, y todavía los hay, todavía hay una discusión ahí.

Lo que mostramos aquí es cómo se comporta esto, el nivel de divulgación en los países OCDE, y lo que vemos es que a mayor nivel jerárquico, hay un mayor nivel de divulgación. Pero también lo que debemos es que no en todos los funcionarios públicos es el mismo nivel de divulgación.

En ciertas actividades hay un nivel de divulgación o debe de haber un nivel de divulgación, en ciertas actividades hay un nivel de divulgación o debe de haber un nivel de divulgación más alto.

Por ejemplo, actividades de riesgo, actividades críticas, funcionarios de contratación, funcionarios de obra pública, funcionarios que están en licencias, en concesiones, etcétera, que están expuestos a riesgos muy significativos, pues deben de tener un nivel de divulgación más alto de sus intereses y de su patrimonio.

Entonces, había toda esta discusión, y se decía que hay que abrirlo, porque bueno, hay grupos sociales y ciudadanos que se van a meter, y que van a hacer estudios, y todo esto, lo cual desde luego es cierto.

Pero de nuevo, eso no exime a la autoridad, de que ellos tienen que hacer su trabajo y les voy a dar un ejemplo muy claro. En muchos estados, las declaraciones hasta el día de hoy, así como se reciben, se archivan, nadie las mira, nadie las hace un escrutinio y además, no hay los instrumentos para hacerlo.

O sea, las contralorías estatales, por ejemplo no pueden ir a la autoridad bancaria, no pueden a la autoridad fiscal, a ver, dame información para poderla cruzar, para poderla constatar, y pues realmente, si quieren hacer una revisión que en la mayoría de los casos no la hacen pero si quisieran hacerlo y tuvieran los recursos humanos para hacerla, no podrían, porque están a lo que les dice el funcionario y quien anda mal, pues no va a decir que anda mal.

Entonces, bueno, de nuevo, participación ciudadana, transparencia sí, pero también la autoridad tiene que hacer el trabajo y esto es un caso que está muy claro.

Ya con las reformas del Sistema Nacional Anticorrupción, se supone que esto va a poder hacer con mayor soltura, para pues precisamente constatar la información que declaran los funcionarios.

Y bueno, el enfoque que nosotros adoptamos hacia la integridad y la lucha contra la corrupción, es un enfoque integral, donde vemos sistemas, es decir, quiénes son las autoridades, las instituciones que tienen que participar en la lucha contra la corrupción, cuáles son las diferentes políticas que tienen que concatenarse, por ejemplo la política regulatoria, por ejemplo la política de competencia.

La parte de prevención, donde aquí creemos que debe ser un esfuerzo de toda la sociedad, sector público, sector privado, sociedad civil, temas como la transparencia fiscal, actividades de riesgo, como ya decíamos la contratación pública o el cabildeo; está también el tema de la detección, temas como el lavado de dinero, los medios de investigación, los canales de denuncia, la protección a denunciantes que es un tema que realmente está pendiente aquí en México, y la persecución y la recuperación de activos.

Y en la OCDE tenemos unos instrumentos que llamamos las recomendaciones que en el caso de integridad pública este documento que tengo aquí, que está en internet, ahí lo pueden bajar de nuestra página, es totalmente accesible, está en español. Si le Ponencia “Integridad pública” en el buscador ahí les va a salir. Y si le Ponencia “Integridad pública México” ahí va a salir el estudio que hicimos de México contra los principios que establece esta recomendación.

Y lo que son estas recomendaciones es un acuerdo de los países miembros, sobre los principios que deben de seguir estos países en sus diferentes políticas. En este caso en las políticas de integridad y anticorrupción.

Son 13 principios que descansan en tres pilares, que es precisamente sistemas, ya decía yo las instituciones y los mecanismos de coordinación que tienen estas instituciones que deben de participar en la política pública de integridad, la rendición de cuentas, y aquí vemos temas como control auditoría, gestión de riesgos, etcétera; y el tema de la cultura e integridad.

Y aquí me gustaría detenerme, porque se ha hablado también, había una discusión pública de si este tema es cultural o no es cultural. Nosotros creemos que no es cultural desde el punto de vista de una idiosincrasia, es decir, la corrupción no es inherente a una nacionalidad o a una idiosincrasia en países, en organizaciones, en instituciones donde hay ética pública, donde hay protocolos de gestión de conflictos de interés, donde hay control interno, donde hay gestión de riesgos, donde hay protección de denunciantes, etcétera, donde hay transparencia, pues es más difícil que se dé la corrupción.

Y viceversa, donde no hay todos estos elementos pues es más fácil que se den fenómenos de corrupción, aquí o en cualquier otro país y en cualquier institución.

Y lo que nos lleva o lo que, digamos, la gran conclusión de esta recomendación es que no es solo el contenido de las políticas públicas lo que genera confianza en las instituciones, sino también la manera como se hacen las políticas públicas, y aquí en la manera como se hace la políticas públicas pues es precisamente donde entra la transparencia.

Y donde uno de los principios de nuestra recomendación es propiciar la participación de todas las partes interesadas en una política pública, en el desarrollo e implementación de una política pública por medio de la transparencia, la apertura, el acceso a la información, la prevención de la captura, muy importante también, por medio de regulación, actividades como el cabildeo o el financiamiento político.

Ya se ha hablado aquí cómo uno de las grandes lagunas o áreas de oportunidades del Sistema Nacional Anticorrupción es el incorporar el tema electoral, porque ahí es donde comienza todo.

Y la promoción de grupos independientes que sirvan como vigilantes, lo que se llama en inglés los watchdogs.

Y la transparencia también puede alimentar o puede concatenarse con otras actividades que promueven la integridad, como es la fiscalización, y aquí nosotros creemos que tiene que haber una vinculación muy fuerte entre el Sistema Nacional de Transparencia y el Sistema Nacional de Fiscalización, que las entidades de fiscalización, tanto federales como locales, deben retroalimentarse mutuamente, deben de abogar por su independencia y autonomía, que es también un tema del que se ha hablado aquí.

Y la transparencia, ya para finalizar, quisiera decir que no se da por sí misma, requiere ciertos elementos básicos. Por ejemplo, hace un momento Arturo hablaba de los sistemas, bueno ese es uno.

El tener tus archivos, tener un sistema de archivos bien organizado, sistemático, clasificado, etcétera, y lo digo porque desgraciadamente no todas las instituciones públicas lo tienen organizado al mismo grado, particularmente en los niveles locales vemos una gran desorganización.

Entonces estos elementos básicos son necesarios para que la transparencia a su vez pueda darse no sólo como una publicación de un mazacote de información, que hay entidades que dicen: “No, yo soy muy transparente, publico todo esto”. Pues sí, pero nadie entiende.

Entonces tienes que hacer accesible y entendible la información.

Con esto terminaría, muchas gracias.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Gracias, Jacobo por esta visión integral del asunto de la corrupción y de que la transparencia es un elemento fundamental no único, es condición necesaria más no suficiente.

Pero evidentemente la trasparencia tiene también áreas de oportunidad y de mejora que permiten que ese papel que le toca cumplir lo pueda cumplir más a cabalidad y engranarse de mejor forma con los otros elementos de esta visión, ustedes en esta idea de 14, sino de integridad.

Hubo una vez una discusión de si se le ponía “Sistema Nacional Anticorrupción”, porque se oía mal y alguien dijo: “Sistema Nacional de Integridad”, dijo: “Eso no va a pegar en ninguna parte del mundo”. Bueno en México no.

Bueno, no quiero entretener más. Agradezco a John Ackerman, y le estamos pidiendo una disculpa como Instituto, porque sabemos que tenía un horario, el cual era así, pero luego se corrió el horario por cuestiones de agendas, pero él llegó a tiempo, los que lo invitamos mal; o sea lo invitamos bien, pero luego no le actualizamos la versión, entonces una disculpa Ackerman.

Te voy a decir que no habías llegado y ya tienes una pregunta.

Quiero darle la bienvenida y la palabra a John Ackerman, quien es maestro y doctor en sociología política por la Universidad de California de San Cruz.

También es doctor en derecho constitucional por la UNAM.

Como todos saben, ha contribuido en periódicos internacionales y nacionales con diversas columnas. Es especialista en temas de corrupción, elecciones, transparencia, rendición de cuentas, instituciones autónomas, participación ciudadana principalmente.

Hoy funge como Presidente Adjunto de la Asociación Internacional de Derecho Administrativo y también es evidentemente profesor de derecho constitucional en la Facultad de Derecho de la UNAM. Como todos sabemos, es asesor en materia electoral y en otras materias del hoy Presidente Electo, el señor López Obrador.

John Ackerman, si nos haces favor, tienes la palabra.

John M. Ackerman: Muchas gracias, Óscar, un gusto enorme. Mil disculpas pero sí me quedé con la duda, mi invitación sí decía 11:45, sí

llegué tarde, pero cinco minutos nada más. Un gusto, Óscar, muchas gracias. Distinguidos colegas de la mesa. Francisco Acuña, un gusto vernos, Comisionada Patricia Kurczyn, muchas gracias, colega de Jurídicas. ¿Blanca Lilia anda por acá? A todos los comisionados les saludo y a todos ustedes.

¿La mayoría del público son personas que trabajan aquí o vienen de fuera?, ¿vienen de todos los estados de la República? Es muy plural, muy diverso, muy bien, me da mucho gusto.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Son órganos garantes.

John M. Ackerman: Bien, órganos garantes, organizaciones de la sociedad civil, excelente. Además estamos en vivo y directo, ¿verdad?

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Sí.

John M. Ackerman: Excelente.

Me da mucho gusto estar aquí, ya había pasado tiempo desde que nos habíamos encontrado, de hecho, esta sede del INAI no la conocía. ¿Desde qué año están aquí ustedes?

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Desde 2013 está aquí.

John M. Ackerman: Yo recuerdo todavía cuando el IFAI estaba a la vuelta de la casa, en Coyoacán. Iba a correr en las mañanas y veía a los comisionados llegar. Y una parte que te faltó del currículum era que Irma Sandoval y yo fuimos autores del Cuaderno número 7, que me dio mucho gusto, que Irma me enseño y que todavía siguen distribuyendo la colección completa de los cuadernos de transparencia. Patricia, un saludo, un abrazo, colega.

Yo creo que el mensaje que quisiera compartir con ustedes es sobre todo una invitación a recuperar ese espíritu de aquel momento. Recuerdo también cuando conocí a Óscar, que fuiste Comisionado Presidente del INFO-DF, si no mal recuerdo y esos años 2001, 2002, 2003, 2004, eran momentos de mucha ilusión y emoción democrática en este país, sobre todo los dos grandes temas quizá que más emocionaban a la población y generaba esta confianza que luego se fue

perdiendo, fueron: el de los organismos autónomos y el de la transparencia. Aquí mismo en un organismo autónomo que defiende y tutela el derecho de acceso a la información y a la transparencia.

Nuestros primeros esfuerzos de transición democrática, de 1997 a 2003, 2004, fueron momentos realmente muy emotivos para toda la población.

Llegó Vicente Fox con una votación copiosa, una victoria contundente. Ganó por 7.0 por ciento, bueno no se compara con lo que se logró el 1 de julio ¿verdad?, pero fue contundente, fueron 7.0 por ciento de la votación.

Vicente Fox gana no con un programa ideológico, ni de derecha ni de izquierda, sino a favor de la transparencia, en contra de la corrupción, incluso, juraba meter a la cárcel a los tepocatas, a las alimañas y quién sabe qué más y qué otros animales por ahí.

Era su promesa, era su compromiso, por eso se votó por él. Incluso mucha gente que eran cardenistas, Cuauhtémoc Cárdenas, de izquierda, otros de derecha. Era una coalición plural que tuvo un mandato de atender el tema de la rendición de cuentas.

La Ley de Transparencia se desarrolla en esa misma coyuntura, participan de manera muy activa, de la sociedad, yo creo que Paco Acuña estaba en la sociedad civil en ese momento, redactando con Villanueva, con muchos otros, era una lucha ciudadana, junto con el Gobierno, tomándole la palabra al nuevo Presidente y al mandato popular, la sociedad civil es la que empujó y diseñó esa primera ley de transparencia y que después sería reforma constitucional, artículo 6º y posteriormente ya tendríamos el INAI, ya como plena, como organismo autónomo, y con esta plenitud y diversidad de funciones.

El problema es que en estos años, y no es culpa del INAI, ni del IFAI, sino yo creo que tenemos que asumir la responsabilidad todos, se nos perdió esa emoción y esa participación democrática, y esa confianza que se iba construyendo.

Hemos vivido en 15 años, fue más o menos por ahí a la mitad del sexenio de Fox en que empieza a quedar claro que las promesas, la

mayoría no se iban a concretizar; 15 años después, creo que estamos viviendo un momento muy similar.

De una segunda oportunidad para lograr y consolidar esta transición democrática y específicamente atender este tema tan urgente, tan sentido del combate a la corrupción y de la transparencia.

Pero esta vez no podemos estar esperando, no es que hayamos estado esperando, como decíamos, había una coalición ahí. Esta vez tenemos que tomar muy en serio, trabajar con el Gobierno, pero sobre todo retomar el espíritu ciudadano de este derecho y cuando hablo de un espíritu ciudadano de la cuestión de la transparencia, nuestros Institutos de la Transparencia, tienen que ser institutos totalmente abiertos y con la activa participación de la ciudadanía.

Esto es lo que los ciudadanos están queriendo hacer, lo que están exigiendo, y lo que están pidiendo.

Porque tenemos que aceptarlo, hay una tendencia burocrática hacia la burocratización, de eso se tratan las burocracias; le ha pasado al INE, le ha pasado a la CNDH, le ha pasado a todos los organismos autónomos, pero estos organismos autónomos se crearon a finales, de los 90’s, principios de este siglo, como organismos ciudadanos.

Un organismo autónomo, por qué lo haces autónomo, precisamente para que tenga la libertad y la capacidad de aliarse con los ciudadanos y así es donde se va a fortalecer su legitimidad.

No podemos, yo creo y no me atrevo a calificar lo que ustedes han hecho, sino ir viendo hacia el futuro, no podemos ver al INAI, o a otros órganos similares, como tribunales administrativos.

Somos ombudsman que están empujando a la participación ciudadana y hacer valer esos derechos ciudadanos frente al gobierno.

La otra parte es el tema de la vinculación con la corrupción, que el colega de la OCDE lo ha delineado de manera muy correcta, que es que la transparencia en sí no nos funciona, si no va de la mano con una estrategia de combate a la corrupción, porque en cierto sentido lo que hemos vivido estos años, son muchos escándalos, ya sabemos lo que

pasa, ya sabemos todos los pesos que se roban, pero nos genera en lugar de una sensación de empoderamiento de que podemos hacer algo al respecto, que haya rendición de cuentas, todo lo contrario, entramos a una cuestión del escándalo, transparencia como escándalo.

Y no es que uno quiera acabar con eso, sino al contrario, pasar de ahí a la sanción, porque este nivel de desconfianza que tenemos en México en las autoridades, que me va a dar mucha curiosidad saber qué arroja el siguiente latinobarómetro, si esta elección, yo creo que sí nos va a dar un empujoncito, porque como bien señala el colega, hoy los últimos números que tenemos, antes de la acción del 1° de julio, son que en México los niveles de confianza en el gobierno, los partidos políticos, son los más bajos, en América Latina, seguro, y si no también el mundo entero; 17 por ciento, fue la última, cifra del Latinobarómetro de satisfacción con el funcionamiento de la democracia en México. Y yo siempre tengo una perspectiva diferente sobre esos números, a mí me parece bien, porque lo peor es tener un gobierno corrupto en que confías. Eso es lo peor, es como tener un marido golpeador y te niegas a abrir los ojos a esa realidad, sigues confiando en quién te abusa. No, si te abusa lo mejor es desconfiar, y hacer algo.

Así que para mí con estos gobiernos que hemos tenido, que abusan de la población lo peor sería que aparte le diéramos un cheque en blanco, aparte también confiáramos en ese gobierno.

La desconfianza es un reflejo de la conciencia ciudadana, de rechazo, de rebeldía, de exigencia de que esperamos más de este gobierno. Y eso se expresó en las urnas el 1° de julio.

Yo espero que, en estos tiempos, no solamente por las elecciones en sí mismas, sino por el desempeño del nuevo gobierno estas cifras se vayan cambiando. Pero eso no debería implicar una reducción de la exigencia ciudadana y de la participación ciudadana, sino todo lo contrario. Lo que ofrece este nuevo gobierno es eso, mayor apertura y trabajo con la ciudadanía para hacer real esta transparencia, y que esa transparencia se convierta en un verdadero combate a la corrupción.

Esto ya será responsabilidad, sobre todo del SNA, de Irma Eréndira, de los otros funcionarios que están ahí en ese sistema. Pero creo que también ahí tenemos que ampliar la participación ciudadana.

El otro gran tema es el del sector privado, y es algo en que hemos insistido desde hace mucho tiempo. Incluso viene reflejado en el Cuaderno de Transparencia número siete que publicamos desde 2000, ¿cuándo fue? 2006, 2007.

Ahí hacemos una reflexión sobre la ironía de que precisamente en el momento en que la transparencia se ha vuelto moda o se ha generalizado como buenas prácticas en el mundo entero, que hasta Francia se suma a la ola. Ustedes saben, países de mayor transparencia son otras, no son necesariamente de Europa, vienen de, Colombia por ejemplo, México mismo está a la vanguardia. Ya todo mundo se va asomando a esto de la transparencia, precisamente en el momento en que el sector público cada vez se va achicando más, se van generalizando las asociaciones públicas privadas, se van generalizando las privatizaciones, los fideicomisos, etcétera.

Entonces, esa transparencia tiene que perseguir también a las funciones públicas, aunque sean ejercidas por el sector privado. Y esto es un gran reto, porque el sector privado es, por esencial y por legislación, aún más opaca que la pública. Luego la lógica ciudadana piensa al contrario, lo público es la “Razón del Estado”, el autoritarismo del sector privado, el libre mercado, pero en realidad en materia de transparencia, secreto fiscal, financiero, hacendaria, son candados mucho más fuertes que el secreto del estado incluso, no más.

Por poner un equivalente: lo que es el secreto bancario es igual de fuete en el sector privado como el secretario americano, pero con esa generalización, estas innovaciones criticables o no, pero es una realidad, un hecho de lo público-privado, el reto para la transparencia se avanza.

Y ustedes aquí ya están avanzando con el tema de los datos personales, o sea ya tienen facultades hacia el sector privado. El artículo 6 de la ley también les permite entrar parcialmente, pero yo recuerdo en los debates de lo de la ley 3-3, ¿se acuerdan?, en el Ángel de la Independencia se juntaron todos los de la COPARMEX, ahora sí que ellos tomaron la calle para ajustar algunos temas específicamente en eso de que la ley que se estaba aprobando básicamente implicaba:

dinero público entraba a algún fideicomiso, alguna empresa, esa empresa inmediatamente se convertía en sujeto obligado.

Yo creo que tenemos que abrir esa discusión.

Si los partidos políticos, vamos a exigir transparencia hacia los sindicatos, vamos a exigir transparencia al gobierno, pues obviamente sí hay secretos fiscales, financieros, hacendarios, o sea obviamente hay razón de ser por cuestiones de competencia misma, pero el tena de los fideicomisos, por ejemplo, es algo muy fuerte, como entidades de sector privado se esconde el dinero público.

Entonces yo creo que ese es un gran tema que se debe empujar.

Por mii parte, no estoy en el gobierno, imagínate el conflicto de interés que podríamos tener, yo estoy en la Universidad, y les ofrezco todo el apoyo y colaboración, tenemos un nuevo programa que se llama “Diálogos por la democracia”, que vamos a estar haciendo investigaciones, tenemos muchas cosas avanzadas, y creo que desde la UNAM hacia el INAI y de regreso, como órganos autónomos hermanos podemos hacer muchas cosas juntos para empujar esta agenda, que no puede ser solamente del gobierno, sino tiene que ser de los órganos autónomos, de las universidades y de la sociedad en su conjunto.

Muchas gracias.

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Gracias, John. Vuelvo a reiterar la disculpa.

John nos ha dado una visión de los diversos cambios que este país ha venido manifestando en diversas etapas.

Algo que me llama mucho la atención, es decir, antes como que había ese espíritu, esa ilusión más ciudadana, y lo voy a tomar más hacia los órganos, porque uno de los temas son los autónomos y la trasparencia, ustedes son autónomos y son encargados de la transparencia y hoy también de la protección de datos.

Y nos hace una invitación para que lo podamos reflexionar en el sistema de cómo recuperar esta participación, que ya Lourdes Morales, de la Red, nos decía: “Yo les recomiendo que revisen un poco sus lineamientos y traten de desburocratizarlos”.

Yo creo que es una lógica que a veces las instituciones tienen y que cuando la gente la ve de afuera es lo mejor, porque cuando uno está metido ya tan dentro no se da ni cuenta, a veces se está tan metido.

Ayer escuchaba que alguien quiere hacer unos lineamientos para ver cómo modificamos los lineamientos, así que estamos llegando ya a un extremo, pero creo que es una buena reflexión. Y que no se nos olvide el último fin, que son institutos, no digo ciudadanos porque no es solo de ciudadanos, pero finalmente estos dos derechos, el fin último son las personas.

En ese sentido, somos órganos que han sido creados en sus materias para regular, de alguna forma controlar, ser contrapeso de los poderes tradicionales, pero con participación de los ciudadanos.

De verdad John, te agradecemos tu intervención. No quería irme sin darte otra reedición y darles aquí a los participantes de la mesa…

John M. Ackerman: Estás desactualizado, pero igual…

Comisionado Óscar Mauricio Guerra Ford: Bueno, pero es un clásico, digamos; también el capital a lo mejor está desactualizado, pero es un clásico, no hay problema. No, lo estamos distribuyendo también, hicimos una revisión y sí, alguien nos ha dicho que sería bueno pensar en algunos otros textos más que reeditarlos, reactualizarlos en ese sentido, ya lo plantearemos al Comité Editorial de este Instituto.

De verdad te agradezco, no va a poder haber preguntas, no hay tantas, hay que decirlo. Les pediría a los ponentes que pudieran contestarlas, porque ya llegó la Senadora Olga Sánchez Cordero, estamos sobre la hora y el problema fue más de logística organizacional, que nos permitió tener esta mesa a dos tiempos, Arturo Herrera, que llegó temprano y se fue temprano, no por su culpa, llegó él a la hora, y esto nos colgó un poco la mesa.

De verdad muchas gracias y que pasen buena tarde. Les voy a entregar sus reconocimientos a cada uno de ellos.

OTRAS NOTICIAS

Emilio Álvarez Icaza se apunta para elección presidencial de…

Feb 27, 2017 / 17:35 pm
  Agencias CIUDAD DE MÉXICO Activistas sociales constituyeron ayer el movimiento "Aho...[+]

Universidades con crisis financiera suscribirán convenio con la SEP…

Dic 29, 2018 / 9:08 am
La Cámara de Diputados eliminó del PEF 2019 el Fondo de Apoyo para las Universidades Públicas E...[+]

Contexto desde la cdmx.

Ene 5, 2019 / 17:55 pm
Las noticias más relevantes ocurridas esta semana desde la CDMX Comenzamos con el recuento ...[+]

La huelga en la UAM se mantiene y no…

Abr 25, 2019 / 12:18 pm
ALEJANDRO GRANADOS Jorge Dorantes, secretario general del Sindicato Independiente d...[+]

Aeropuerto tendrá manifestación ambiental en julio: AMLO

Jun 4, 2019 / 12:01 pm
DIANA BENÍTEZ La manifestación de impacto ambiental para el Aeropuerto Felipe Án...[+]

Arrestan a mil migrantes en frontera Sonora-Arizona (+video)

Abr 4, 2019 / 12:10 pm
NOTIMEX La Patrulla Fronteriza en Arizona informó que oficiales del...[+]

El Bronco denuncia ante sociedad civil persecución del INE

May 29, 2018 / 12:20 pm
KARINA AGUILAR El candidato presidencial, Jaime Rodríguez Calderón, El Bronco, suscribió ...[+]

Piden respeto a la vida, desde la concepción hasta…

May 18, 2019 / 17:23 pm
Exigieron que se retiren las 24 iniciativas en favor del aborto que hay en los distintos congresos...[+]